Embajada de Turquía dona 300 filtros para mejorar la calidad de cosechas de agua

Chihuahua, Chih.- Habitantes de la sierra van a mejorar la calidad de sus cosechas de agua con 300 filtros purificadores que la Embajada de Turquía donó al Centro de Acopio para la Tarahumara, A. C. (Captar)

En un evento simbólico, el coordinador adjunto de la Agencia Turca de Cooperación y Coordinación TIKA, Onür Ozturk hizo entrega de los filtros al presidente de la Junta Central de Agua y Saneamiento, Óscar Ibáñez y a la presidenta de Captar, Lourdes Cruz siendo testigo Ismael Rodríguez, anterior titular de la JCAS y hoy coordinador ejecutivo del Gabinete del Gobierno del Estado.

El representante de Turquía hizo dijo que su gobierno conoció el proyecto de Cosechas de Agua de la Tarahumara y no dudó en facilitar los purificadores para mejorar las condiciones de salud de los habitantes de la sierra.

La Junta Central de Agua y Saneamiento lleva más de un año colaborando con Captar para la generación de cosechas de agua en la Sierra Tarahumara.

El pasado 15 de diciembre de 2016 la JCAS y Captar celebraron convenio de colaboración, con la finalidad de establecer acciones para incrementar la calidad de vida de los pueblos originarios de Chihuahua en la Sierra Tarahumara, que viven en extrema pobreza, a través de la instalación de sistemas de cosechas de agua de lluvia, que permitieran la captación de 10 mil litros de agua pluvial al año, en diversas comunidades indígenas.

Derivado del convenio, se realizaron los trabajos de instalación de “Cosechas de agua” en beneficio de más de 300 familias en diversas comunidades de la sierra.

Captar gestionó, ante la Embajada en México de la República de Turquía, la donación de estos filtros microbiológicos de ultrafiltración “Life Straw Family 1.0 para consumo humano, a través de la JCAS con el propósito de dar acceso de agua segura, libre de microorganismos, a las familias que ya cuentan con el Sistema de Cosecha de Agua de Lluvia.

Estas acciones tienen un gran impacto social, porque mejoran la vivienda, el medio ambiente y tiene un impacto en la salud reduciendo enfermedades gastrointestinales, ya que muchos de los problemas de las comunidades indígenas tienen que ver con el agua que se consume en los arroyos, lagunas y presas, que están muy contaminadas.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo no será publicada.


*